Sobre la soberanía


Dr. Marcelo. Gullo

¿Qué es la soberanía para un país?

Ser soberano, para un país, consiste en poder tomar sus propias decisiones en materia política, en materia económica y también en materia cultural. Pero para poder tomar sus propias decisiones no basta con elegir democráticamente un gobierno. Hay que controlar los resortes reales de la estructura económica y de la superestructura cultural. Si un país no controla sus puertos, si un país no controla su producción de energía, si sus docentes se forman con ideologías importadas de los centros del poder mundial, ese país no es soberano.

Y cuando un país no es soberano, entonces no puede tomar sus propias decisiones en materia económica. Y sin soberanía política, no hay justicia social. No hay justicia social porque sin soberanía política no hay independencia económica. Y cuando no hay independencia económica ese país no puede crear riquezas, ese país no puede industrializarse. Y sin creación de riquezas y sin industria no hay trabajo. Y sin trabajo no hay pleno empleo. Y entonces las leyes que protegen a los trabajadores no valen ni siquiera el papel donde están firmadas. Sin soberanía cultural no hay de ninguna manera posible soberanía económica. Y sin soberanía económica no hay soberanía política. Y hacemos hincapié en la soberanía cultural porque en los sistemas democráticos, lo que nos determina, lo que determina a los que están dirigiendo el destino de la nación es que están subordinados culturalmente por las ideologías producidas en los centros del poder mundial. Y entonces el poder mundial hace que ellos hagan lo que el poder mundial quiere, sin necesidad de que se lo hayan dicho porque los han colonizado culturalmente. Entonces, la primera soberanía a conquistar es la soberanía cultural. Para poder tener entonces esta independencia económica, soberanía política, y en consecuencia, justicia social para todos los trabajadores.